Principales

De la columna "Figuras y figurones"
EL PRI AÚN SIN CANDIDATO EN VERACRUZ PARA EL 2018
Por: Francisco Licona

Existen razones que justifican el por qué a la fecha no se ha formalizado nada /
2017-06-14  
17:14

En estos tiempos políticos en que se vale de todo, es obligado mirar lo que pasa en el Altiplano para tratar de inferir lo que puede pasar en Veracruz. 


Hasta ahora una de las mejores radiografías periodísticas –en mi opinión-  acerca de las figuras políticas que buscan o aspiran suceder a Enrique Peña Nieto en la Presidencia, es la que se hizo en el libro recién publicado por Editorial Planeta, que se convirtió de inmediato en un campanazo editorial del economista, escritor y periodista Jorge Zepeda Patterson, titulado “Los suspirantes 2018”. 


Zepeda Patterson, autor también de la novela “Los corruptores” en sus tres versiones, en esta vez se dio a la tarea de coordinar a un grupo de periodistas y escritores de primera línea para diseccionar el carácter, personalidad y evolución política de los “actuales” suspirantes. 


Si bien en la primera versión de “Los corruptores” Patterson descubre suciedades mayúsculas debajo de las alfombras de Palacio de Gobierno de Veracruz y su íntima relación con las altas esferas de la política nacional, en esta ocasión aunque no de manera directa pero sí indirecta, también permite saber que en Veracruz hasta la fecha no hay nada para nadie, pues al menos en el PAN, PRI y PRD, partidos de peso político a nivel nacional, aún no definen a sus candidatos y por ende aquí en Veracruz aún hay muchos panistas, perredistas y priistas con veladoras prendidas para que la circunstancia incline la balanza a su favor. 


En el PAN de Veracruz, aún cuando se pudiera pensar que la decisión será personalísima del Gobernador Yunes Linares, la realidad indica que hay todavía otros suspirantes que anhelan la candidatura para Gobernador. Lo anterior sin menospreciar que entre los azules se vislumbra un panorama mucho más claro y definido para Yunes Márquez. No obstante, para decretarlo falta considerar las posibles alianzas a nivel nacional que podrían reconfigurarse los escenarios locales.


Por su parte, en el PRI no falta quien asegure que el senador Pepe Yunes Zorrilla ya cuenta con la bendición de Los Pinos o más bien de su gran amigo y condiscípulo Luis Videgaray, para ser el candidato en Veracruz en el 2018. A pesar de ello, existen razones que justifican el por qué a la fecha no se ha formalizado la versión, ni ha empezado la operación en abierto:  


1) Que en Los Pinos no han decidido quién será el candidato; 


2) Que no han decidido si van solos o con el Partido Verde Ecologista Mexicano -su aliado tradicional-, u otros partidos más;


3) Que tampoco se ha decidido si para vencer a MORENA y a su natural candidato Andrés Manuel López Obrador, habrá una alianza abierta o de facto entre el PRI y el PAN;


4) Que aunque el Senador Emilio Gamboa Patrón afirma que ya no hay tiempo para que las dos cámaras del Congreso voten el tema de la segunda vuelta electoral, aunque abogados en Presidencia no descartan la posibilidad;


5) Que según fuentes muy enteradas aún se platica en Los Pinos el revivir aquel famoso “Pacto por México”, pero ahora en materia electoral para conformar un gobierno de Coalición como oferta electoral.


Como lo ve querido lector, son muchos puntos neurálgicos pendientes en la Capital del país como para enviar, desde ya, a Veracruz una señal formal de que Pepe Yunes o Héctor Yunes o cualquier otro, es el candidato, y en la indefinición, todos los aspirantes visibles tienen chance. 


 


Ahora bien, volviendo al libro “Los suspirantes 2018” hay una cita que podría tener mucho de fondo y forma como para ver en lo lineal una ligera luz para inferir el nombre del próximo candidato del PRI en Veracruz: De Videgaray se dice “el hombre más poderoso del Gabinete. Si hay un virrey aquí, que mueve hilos, ese es Luis Videgaray. El problema para él es que tiene una absoluta falta de personalidad carismática. Es invendible en una boleta electoral. Es el candidato menos probable que pueda lanzar un Partido político... Seguramente Videgaray seguirá moviendo los hilos, seguramente la decisión final de quién será candidato pasará por su despacho”.


En lo lineal y buenos deseos se podría inferir por lo anterior que Pepe Yunes podría llevar mano de resultar acertado ese análisis de la periodista Rita Varela, contenido en “Los suspirantes 2018”.


Sin embargo, si nos vamos un poco más al fondo, a las alianzas, a las conveniencias políticas y, sobre todo, a las circunstancias, ¿A quién elegirá Videgaray en lo Nacional? Su amigo José Antonio Meade podría ser, pues a Meade lo podría colocar con holgura en dos vertientes: 1. En caso de que el PRI decida o no le quede de otra que ir solo a la elección, y que sería la vertiente que algunos catalogan como la “nacida para perder”; ó 2. En caso de ir en alianza abierta con el PAN, puesto que Meade ha ocupado cargos de primera línea en gobiernos panistas y priístas y es bien visto en la cúpula empresarial del país. Esta sería una alianza de respeto, una súper alianza, en la que no cabría duda que Pepe Yunes sería en candidato en Veracruz. 


Pero si Videgaray debiera escoger al más popular hasta el momento, esa persona sería el titular de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong, y entonces quizá los nombres de los dos senadores Héctor y Pepe estarían en la mesa para tomar la decisión final.


Y encima de eso, existe la posibilidad de que Videgaray tuviera que dar su visto bueno en favor del actual titular de Salud, José Narro Robles, por aquello de ser el personaje que muchos consideran ciudadano desligado del priismo y que en las encuestas orientadas a la población abierta lo prefieren por encima de Miguel Ángel Osorio Chong y José Antonio Meade.


Por cierto que en este caso, el que es amigo de Narro es el doctor José Armando Ahued Ortega, quien ha sido titular de Salud de la Ciudad de México en dos ocasiones, primero con Marcelo Ebrard Casaubón (2006-2012) y después con Miguel Ángel Mancera (2012-2017). 


Por todo lo anterior aquí consideramos que lo que se deba dar se dará, y hoy nadie está descartado pues para nuestro gusto aún hay muchas circunstancias que se deberán acomodar. Lo único cierto es que estamos a trece meses de la elección 2018 y que el proceso electoral inicia ya el uno de septiembre de este mismo año.

 
Comentarios
 
En Política al Día nos interesa tu comentario, es por eso que creamos este espacio para tí. Aquellos mensajes que contengan un contenido vulgar, difamatorio u ofensivo, serán eliminados por el administrador del sitio. Leer normas y políticas
 
Más de Principales